viernes, 20 de enero de 2017

LA PROCESION VA POR FUERA

Vamos acercándonos al causante de esta erupción de pápulas eritematosas que han aflorado al torso y espalda de Josep. Parece ser que el agente agresor es la oruga procesionaria del pino. Lamentablemente, la plaga se está extendiendo por la zona y las fincas cercanas a un bosque de pinos reciben las visitas de las oruguillas, que dejan su rastro urticante tras de sí...aunque nos extraña en fecha tan temprana, es otra de las consecuencias del cambio climático: los lepidópteros han avanzado su ciclo. Las pápulas han estallado y ahora la piel sigue rojiza y se forman cráteres que se cubren con una inquietante corteza a las pocas horas. Un ecce homo, vamos...

2 comentarios:

Candela G P dijo...

Robín , impresionante esa lesión en la piel. No había entrado en el blog y me he llevado una sorpresa al ver la imagen.
Espero que vaya remitiendo poco a poco . Saludos.

Robin dijo...

En ello estamos. De momento le sigue molestando bastante y la piel le ha quedado insensible.