CÓMO SOBREVIVIR EN UN ENTORNO SEMIÁRIDO.
APRENDE CON NOSOTROS A USAR LOS RECURSOS BÁSICOS DE LA AUTOSUFICIENCIA.

miércoles, 10 de octubre de 2012

FISICA. PSIQUICA. REDES NEURONALES.

Cuando en el primer curso de la carrera de Biología en la Autónoma tuve de profesor de física a David Jou no sabía aún que además de científico era filósofo. Y ayer leyendo un artículo de La Vanguardia sobre el estado actual de la sociedad, el autor del escrito transcribía una frase de Jou: no la recuerdo textualmente, pero viene a decir algo así como que hay que amar al prójimo como a tí  mismo, pero nadie te impide que tú seas tú y el prójimo sea el prójimo. Viene esto a cuento porque acaban de dar el Premio Nobel de Física a dos físicos por sus estudios en Sistemas Cuánticos, y estamos en un momento de la vida-la vida en que ya quedó muy atrás la vieja filosofía del todos somos uno, que se ha mostrado totalmente inefectiva, por cierto. No me vale que me salgan por la tangente refiriéndose a comunidades psíquicas o comuniones anímicas: que no, que individuos somos y en el camino nos encontraremos.
Dice también el ínclito Punset, récord de ventas con sus libros sobre redes neuronales, que el 30% de la población española se siente sola, deprimida y triste.
Hasta que el ser humano no sea consciente de que somos individuos, nada avanzaremos. Uno, Diferente. Y debemos asumirlo. Sino, hubiéramos nacido de dos en dos, unidos por alguna parte del cuerpo, como aquellos arcanos seres andróginos de las ilustraciones antiguas. Y cuando sepamos vivir con nosotros mismos, entonces sabremos lo que somos. Recordad la vieja frase:
EGO SUM LUX MUNDI.
Y la primera palabra es EGO.

2 comentarios:

Gorgk dijo...

Es este egoísmo del que hablas muy diferente del concepto egoico que se maneja habitualmente. Que no te malinterpreten. Tu egoismo es de autoconocimiento para luego entregarte. Como el de otra gente que te rodea. Hermosa gente, ligada a una tierra.

Robin dijo...

Gracias por la matización. Realmente me había quedado algo dura la entrada para el que la lea deprisa y sin demasiada atención...sí, el autoconocimiento egoísta conduce, si es verdadero, a darse, pero...con conciencia y precaución. Dar a quien quiere recibir...en discernir esto está la verdadera sabiduría.