lunes, 22 de agosto de 2011

TIEMPO DE LIBELULAS



En estos días hay una verdadera explosión de libélulas. Están por todas partes: en el huerto, en el bosque, en los campos...es muy difícil fotografiarlas con el móvil, hay que acercarse mucho, y el enfoque es precario. Me hace mucha gracia que tengan cuatro alas: me recuerdan aquellos fórmula 1, los Tyrrell de 6 ruedas, que debían ser muy difíciles de conducir...pero ellas vuelan con gran elegancia, y, como en este caso, nos dejan acercarnos lo suficiente para fotografiarla sobre una caña del huerto.


Me extraña que haya tantas, porque gustan de tener cerca superficies acuáticas...

3 comentarios:

Eulàlia dijo...

Pues sera que estantodas ahi contigo por que aqui no se ve ni una.Tienes por casualidad Luciernagas¿??¿ es que no las veo hace muchisimos años.

robin dijo...

El otro día teníamos una debajo del mueble de la habitación. Hace mucha gracia ver una lucecita-duende por la noche...
Sí, hay un montón de libélulas. Están por todas partes. Y con unos colores iridiscentes preciosos.

Eulàlia dijo...

Si son muy graciosas esas pequeñas lucecitas verdes........hace años vi una y esa misma noche cayo una tormenta y nuna mas se supo de la pobrecita luciernaga